Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Solo quería bailar

Pili habla en andalú, es divertida, escatológica y tonta, o eso le han dicho una y otra vez, pero su discurso aparentemente naíf y deslavazado esconde un alegato más que certero contra el sistema y sus baluartes que destila bastante mala leche e invita a la carcajada.

Nº de páginas: 200

Editorial: Editorial Transito

18,00 

2 disponibles

Compartir

Descripción

Descripción

Solo quería bailar narra en primera persona la historia de Pili, una bailarina sevillana que está en la cárcel porque acabó jarta (como ella dice) de la institución y su burocracia, y se volvió terrorista, aunque no una tan buena como a ella le hubiese gustado. Pili habla en andalú, es divertida, escatológica y tonta, o eso le han dicho una y otra vez, pero su discurso aparentemente naíf y deslavazado esconde un alegato más que certero contra el sistema y sus baluartes que destila bastante mala leche e invita a la carcajada.

En su deslumbrante debut novelístico, la bailarina, coreógrafa, payasa y directora teatral y circense Greta García nos brinda un libro hilarante que engancha desde la primera página, una novela bruta e irreverente llena de personajes inolvidables, llamados a marcar a toda una generación.

Sobre la autora

Greta García (Sevilla, 1992), artista, creadora escénica, bailarina, coreógrafa, payasa y directora teatral y circense multipremiada, trabaja con el cuerpo y los objetos, aunque siempre están ahí las palabras. Los textos que escribe son para obras performáticas, canciones para un concierto. Le mueven las cosas que hacen reír y llorar al mismo tiempo. Solo quería bailar es su primera novela.